¡El español es fácil cuando nos enamoramos!


¡Qué difícil que es aprender una lengua extranjera!

Sin embargo, el problema más grande puede solucionarse cuando una persona que nos entiende quiere ayudarnos.


Quiero presentarles una historia que muestra los problemas de un extranjero estudiante de español. Se
llama “Por soñar”. Marta, una mujer española, está casada hace diez años con Frank. Encuentra una
carta en su cama en la que él cuenta cómo vivió el momento en el que se conocieron. Frank, después de
un mes en España, tenía que tomar un tren hacia París para volver a su vida normal. De repente, todo lo
que había estudiado se mezcla en su cabeza. Ya no sabe si decir ‘buenos días’ o ‘buenas tardes’, ni qué
preposiciones utilizar. Conoce a una chica que lo ayuda, y ahí nace el amor.

Está escrito por una autora española, por lo tanto el lenguaje que usa tiene algunas diferencias con el
de Buenos Aires. Los personajes hablan de ‘vos’ y no de ‘tú’, acá pediríamos un ‘boleto -o pasaje-
de ida’ y no un ‘billete sencillo’, y nosotros no ‘cogemos la maleta’ sino que ‘agarramos la valija’ –
en efecto, cuando vengan a Buenos Aires eliminen el verbo ‘coger’ de su vocabulario, porque pueden
tener graves inconvenientes.

¡Espero que lo disfruten! Léanlo acá:

http://cvc.cervantes.es/aula/lecturas/inicial/lectura_01/texto/texto2.htm